COLABORACIÓN : ¿Cómo puedo obtener el dinero que necesito para alcanzar mis sueños?

COLABORACIÓN : ¿Cómo puedo obtener el dinero que necesito para alcanzar mis sueños?

enero 04, 2019

Cuando comienza un año nuevo, vienen a nuestra mente un sinfín de metas y sueños nuevos por alcanzar. Nos emocionamos, ilusionamos y comenzamos los días con mucho positivismo y ganas de avanzar. Pero al paso de los días y de los meses, nuestros sueños y metas se van quedando atrás y llegamos al final del año sin siquiera recordarlos. Pero ¿por qué pasa esto?

Hay muchos factores involucrados, algunos que podemos controlar y otros que no; pero un factor determinante y que sí está en nuestro control es la falta de planeación. Al plantearnos metas nuevas debemos de escribirlas, ya sea en alguna libreta, documento de Word, block de notas o donde sea que más nos agrade, y detallarlas de tal manera que podamos medir si estamos avanzando hacia ellas. Necesitamos definir: 1- ¿Qué es lo que quiero lograr?, 2- ¿Qué necesito para lograrlo? 3- ¿Cuánto tiempo necesito para llegar al resultado?, 4- ¿Qué actividades específicas voy a realizar para alcanzarlo?


En muchas ocasiones notarás que los sueños y metas por alcanzar requieren de un esfuerzo económico como, por ejemplo: irnos de viaje, aprender algún idioma, bajar de peso, abrir un nuevo negocio.


Reunir el dinero no es tarea fácil, pero podemos lograrlo. Aquí te presento algunos tips que me han servido mucho para trabajar hacia el logro de mis objetivos.

 

1.-Definir el monto que requiero.

Ciertamente lo primero que necesitamos hacer es definir ¿cuánto dinero necesito reunir para cada meta específica? Por ejemplo: Si quiero emprender un viaje necesito averiguar cuánto cuestan los boletos de avión, el hospedaje, los alimentos, los tours, etc. Si quiero abrir un nuevo negocio necesito definir cuánto cuesta el estudio de mercado, el desarrollo de la identidad de la empresa, el estudio de viabilidad financiera, los permisos de operación, la remodelación del local, etc.

 

2.-Cuánto dinero puedo generar.

Una vez que reconozco cuanto dinero necesito tener, necesito pensar qué voy a hacer para generarlo.

Tu primera fuente de ingreso, en caso de trabajar, será el sueldo que percibes (si eres colaborador en una empresa) o las utilidades que generas (si tienes tu propio negocio). ¿Este monto de dinero es suficiente? Si no lo es, necesitas encontrar fuentes complementarias de ingreso, tal vez tomar un trabajo de fines de semana, vender algo extra por tu cuenta, etc.


Nota: Si tu meta es emprender un nuevo negocio, probablemente necesites recurrir a un préstamo para pagar la inversión inicial. Puedes recurrir a un familiar o amigo, o bien puedes pedir un crédito en una institución bancaria.

 

3.-Cuáles son mis gastos fijos

Está claro que existen muchos compromisos económicos que no podemos dejar de pagar pues son una prioridad, como por ejemplo: el pago de la renta, la escuela de mis hijos, la comida diaria, etc. Para esto lo que nos puede ayudar es la realización un presupuesto mensual de gastos. Aprovecha que es inicio de año y realiza tu planeación de gastos 2019. Desglosa cuáles son tus gastos fijos (aquellos que llegan mes a mes), cuáles son tus gastos variables (aquellos que tal vez no estén siempre presentes o en las mismas cantidades, pero que sabes que vas a tener como, por ejemplo: los festivales de la escuela). Asigna un monto a cada partida y asegúrate de no gastar más de lo estipulado cada mes.


Llevar este control de tus finanzas personales te ayudará no solo a no gastar más de la cuenta sino a saber cuánto dinero puedes reunir o te falta reunir para invertir en las metas que te planteaste.

 

4.-Ahorra

La clave está en ahorrar. Robert Kiyosaki dijo “Una diferencia importante es que los ricos compran los lujos al final, mientras que los pobres y la clase media tienden a comprar los lujos primero”.

¡No te desesperes! Si ya sabes cuáles son los sueños y metas que quieres alcanzar, sabes cuánto dinero necesitas, cómo puedes conseguirlo y cuánto puedes ahorrar después de pagar tus gastos, entonces hazlo. Ahorra y no te desvíes con cosas que puedan endeudarte y que no sea el momento de adquirir.


Por último, quiero decirte que estos pasos funcionan no solo para alcanzar metas específicas sino para lograr tener el estilo de vida que deseas tener. Recuerda que lo primero siempre es planear, pues caminar sin rumbo no nos lleva a nada.

 


Por: Adriana Navarrete
Directora General 
NUMIT



Dejar un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.


Ver artículo completo

COLABORACIÓN: ¿"Propósitos"? de año nuevo.
COLABORACIÓN: ¿"Propósitos"? de año nuevo.

enero 01, 2019

Hubo ideas como propósitos de año nuevo que me fue inevitable no escuchar
con ese asombro que me confunde y alerta, porque me es impactante escuchar o leer propósitos que digan algo como “quiero ser flaca” o “por fin quiero adelgazar”. Escuchar eso como la petición de algo que se busca hace mucho tiempo, incasablemente, es algo que indica que como seres humanos somos todo menos
humanos con nosotros mismos. Rechazar lo que somos, querer algo más porque nunca somos suficiente, es todo lo que esta detrás de ese “por fin”. Todo por encajar en lo que dictan las directrices de una cultura social que le da más importancia a la perfección que a nuestra valiosa humanidad.

Ver artículo completo

Colaboración:  EL MITO DE LA PERFECCIÓN.
Colaboración: EL MITO DE LA PERFECCIÓN.

diciembre 21, 2018 7 Comentarios

Nuestra sociedad muchas veces no vive deprimida, vive distraída, vive ignorando su propia vida afectiva. Es en nuestra vida afectiva donde está nuestro poder de ser felices y amorosos, porque la vida afectiva nos invita a alimentar nuestra inteligencia espiritual, hay gente que alimenta su inteligencia emocional y eso es un gran paso, pero con el paso del tiempo el mito de la perfección genera un malestar, estrés.

Ver artículo completo

En palabras XL: Mi experiencia Melinas!
En palabras XL: Mi experiencia Melinas!

noviembre 15, 2018

Fue un Flashback emocional bestial por segundos. Mi Melina, mi muñeca bonita ¡No lo podía creer! La muñeca que siempre soñé por fin tenía rostro. Ya no tenía que ponerle parches de algodón o imaginarla gorda como yo, ya era una realidad.

Ver artículo completo